La sartén por el mango

Presidencia_y_secretaria
Secretaria y Presidente de la Junta Departamental de Colonia. Foto gentileza Periódico Centenario.

Gabriel Monteagudo.

La Secretaria de la Junta Departamental, Claudia Maciel, trabaja exclusivamente para el Partido Nacional en lugar de trabajar para todos los ediles, y además, no hay apoyo para una reelección del Presidente de la Junta Departamental Dr. Mario Colman por considerarlo muy parcial a la hora de ejercer la Presidencia del Cuerpo.

Así se lo hicieron saber los ediles de la Bancada del Frente Amplio, al coordinador de la Bancada del Partido Nacional Dr. Alejandro Fioroni, en una reunión realizada la semana pasada en la bancada frentista.

Junto con la carta del llamado a Sala al intendente Carlos Moreira, el Frente Amplio terminó oficialmente el período de espera, tras los anuncios oficiales de transparentar la gestión -arrancando del período anterior- que fuera caballito de batalla de la campaña que llevó a Moreira al sillón municipal y que el intendente no ha concretado aún.

Para analizar el primer punto, hay que recordar que el Frente Amplio no apoyó durante la última parte de la gestión Zimmer, el reemplazo de un Secretario administrativo por un Secretario Político, tal cual lo impulsó en ese momento el Partido Nacional. Primero porque le cortaba el escalafón administrativo a los funcionarios del Cuerpo en el escalón anterior, y además porque se temía que un designado político en ese cargo -obviamente perteneciente a la mayoría gobernante- terminaría funcionando en los hechos como un coordinador del Ejecutivo, y se convertiría en una cuña en el sistema de contralor que debe ejercer la Junta Departamental.

Para el Frente Amplio de Colonia, aquellas presunciones finalmente se confirmaron, y si bien con el Dr. Gastón Chagas, el funcionamiento administrativo continuó con normalidad, ahora critican la gestión de Claudia Maciel porque es “extremadamente funcional al Ejecutivo y no a la Junta”, y señalan que utiliza el cargo para operar políticamente para Moreira, y no para llevar a adelante con ecuanimidad, los temas que pertenecen a la agenda de la Junta Departamental.

Por otra parte, la semana pasada se conoció que los integrantes de la Lista 19 que encabeza la alcaldesa María De Lima -sector al que le toca la próxima presidencia a partir de julio- le habría pedido al Dr. Mario Colman que continuara como Presidente el próximo período, en lugar de una persona de la Lista 19. Colman habría trasladado este ofrecimiento a la bancada de la 904 -sector al que pertenece- y habría obtenido el visto bueno para continuar por un nuevo período. La propuesta deja también en evidencia la incapacidad de articulación que hoy tienen los sectores zimmeristas, y demuestra que del zimmerismo, solo quedan fragmentos en dispersión política, dentro del universo del Partido Nacional coloniense.

En cuanto al Presidente Mario Colman, el Frente Amplio le reconoce su capacidad de diálogo, pero señala que a la hora de ejercer la presidencia del Cuerpo “no es ecuánime y siempre inclina la balanza para el lado de la 904”.

Este estado de situación, fue expuesto por la banca del Frente Amplio en forma clara al Dr. Alejandro Fioroni, en la reunión que el edil y abogado, mantuvo en la bancada de la izquierda coloniense.

A esta situación, se suma el llamado a Sala que realizó el Frente Amplio la semana pasada, al que se adhirió el edil colorado, y que señala claramente que al Frente Amplio se le agotó el tiempo de luna de miel, o de paciencia política, en espera de acciones concretas por parte del Ejecutivo.

Para la bancada de ediles de la izquierda coloniense, llama la atención que después de un año de auditoría de la empresa Price Waterhouse & Cooper, “no surge responsabilidad de los cargos de jerarquía que permitan determinar grados de autoridad – responsabilidad sobre las tareas afectadas, que siempre en el caso de investigaciones administrativas, suelen involucrar al último de la cadena de mando, y nada a quienes tienen responsabilidad sobre dichos controles”.

En una Junta Departamental que fue devaluada hasta el ultraje en la anterior administración, el Frente Amplio reclama ahora una acción más efectiva. Con los ediles suficientes para hacer presión en los dos tercios que se necesitan para votar muchas decisiones importantes, la bancada de izquierdas reclama mayores exigencias de transparencia al Ejecutivo, más asiduidad en las reuniones del Cuerpo para discutir en profundidad, la cada vez mas extensa agenda de temas que preocupa a la ciudadanía departamental.

Con estos argumentos, comienza a hacer presión en una estrategia para demostrar que detrás de estas acciones del Partido Nacional, se encuentra una decisión concreta de los blancos, de barrer bajo la alfombra las grandes barrabasadas que el propio Partido Nacional hizo en el período anterior.

El Frente Amplio, parece, se decidió finalmente a tomar la sartén por el mango, y asumir el rol que le asignó la ciudadanía en el legislativo departamental.

FIN.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s